Archivos mensuales: enero 2019

MI HIJO CON LENTILLAS

La ambliopía u ojo vago, es un problema visual que padecen muchos niños. Uno de sus ojos, o a veces los dos, no tiene una buena agudeza visual debido a un mal desarrollo visual. Además las habilidades visuales como el enfoque, los movimientos oculares o la visión en tres dimensiones también están alterados.

En nuestro centro de terapia visual tratamos el ojo vago en niños y también en adultos, combinando diferentes tratamientos, como es el uso de las lentes de contacto junto con la terapia visual.

A continuación os dejamos el testimonio de Pilar, la mamá de Carlos, un paciente de 6 años que acudió a nosotros porque tenía ojo vago y no se lo habían detectado. Actualmente ha terminado el tratamiento y solo viene a consulta para hacer sus revisiones.

“Cuando mi hijo Carlos tenía 6 y con motivo de una revisión rutinaria por el pediatra, le diagnosticaron que con su ojo izquierdo no veía bien. Comenzamos a llevarle a diferentes centros oftalmológicos en los que nos dijeron que tenía 8 dioptrías de miopía y ojo vago y que había  que ponerle parche en el ojo que funcionaba bien para recuperar la visión en el otro. Aún así, no nos aseguraban que ya con la edad que el niño tenía pudiera recuperar la visión completa.

El llevar parche para el niño era un sufrimiento muy grande porque apenas veía con un ojo y le habían tapado el otro, estaba prácticamente ciego.

Nosotros como padres decidimos que eso no podía ser y buscando por internet encontramos la clínica de Optometría San Francisco, que estaba a 50 km de casa y donde nos daban otra visión muy distinta de cómo corregir este problema.

Por Julio del 2014 le hicieron el estudio y el diagnostico fue de más de 8 dioptrías de miopía y 10% de visión. Es decir, no veía nada, ni recibía ningún estímulo que le llegara por esa parte izquierda. Tampoco tenía visión en 3 dimensiones.

Nos dijeron que la mejor manera de tratar este problema era con lentillas, una lentilla penalizadora en el ojo derecho y otra en el izquierdo con la corrección necesaria. El ojo derecho se le penalizaría pero no se quedaría sin visión (como hacia el parche), el ojo izquierdo que era el que no tenia visión iría esforzándose más por ver porque el bueno, por así decirlo, ya no veía tanto  y no tenía tanta fuerza como para poder dejar al otro ojo anulado. Además nos aseguraron que no habría retrocesos, es decir, todo lo que se consiguiera avanzar no se perdería.

En principio lo pensamos un poco, un niño tan pequeño, que no puede ponerse las lentillas solo, que va a estar  jugando a cualquier cosa y a lo mejor hasta las pierde, pero finalmente decidimos probar.

Empezamos a usar las lentillas y a llevar al niño a terapia una vez a la semana. Cada 12 sesiones le revisaban. Empezó a avanzar muy rápido y enseguida llego a un 30% de visión. Llegar hasta el 60% nos costó algo más, porque no solo había que recuperar agudeza visual sino que también había que asegurarse de que los dos ojos veían a la vez y que conseguían moverse por igual.

Al llegar al 60% el niño sufrió un parón, estuvimos 6 meses haciendo ejercicios y terapia pero sin avanzar nada, yo personalmente pensé que ya no íbamos a conseguir más de ese ojo, pero decidimos seguir 3 meses más y si no se avanzaba abandonar. Afortunadamente el ojo comenzó de nuevo a reaccionar y conseguimos llegar al 100 % de visión, visión en tres dimensiones, movimientos oculares…El ojo veía perfectamente.

Nuestro tratamiento duró 2 años y medio pero hoy mi hijo con 10 años ve perfectamente con su ojo izquierdo, usa la lentilla más de 12 horas diarias sin ningún tipo de problema, juega al futbol, al padel , las lleva para el colegio y no quiere ni oír hablar de ponerse gafas.

Quiero por ultimo agradecer a este grupo de profesionales del Centro de Optometría San Francisco su gran labor y su profesionalidad, pues sin ellos y sus innovadores métodos esto no hubiera sido posible”.

¡Gracias Pilar por haber confiado en nosotros!

 

Lorena López – Optometrista

Centro de Optometría San Francisco

 

Back to TopContact MeShare on FacebookTweet this PostEmail to a Friend

LOS 5 POST DEL 2018 QUE MÁS OS HAN GUSTADO

Durante el año 2018 todos los que formamos parte del Centro de Optometría San Francisco hemos construido este blog. Hacemos lo que nos apasiona y trabajamos en un proyecto que desarrolla el potencial de las personas para que éstas puedan elegir el camino de su vida sin límites. Escribimos en el blog con temas que os gustan y explicamos muchas de las preguntas que nuestros pacientes nos hacen. Gracias a vosotr@s, nuestras entradas han tenido mucho apoyo en las redes sociales (Facebook, Twitter, Instagram, LinkedIn) y por eso queremos agradecéroslo, así que… ¡muchas gracias!

Estos son los post que más os han gustado en 2018, puedes pinchar en la imagen para leerlos!

linea separador

OPTOMETRIA SAN FRANCISCO

linea separador

¿Puede deberse la tortícolis a un problema visual?

linea separador

Relacion entre desarrollo motor y vision

linea separador

Ambliopía en adultos

linea separador

¿que pasa despues del daño cerebral?

 

Gracias por leernos y por seguirnos en las redes. Este año 2019 seguiremos escribiendo y aportando nuestro granito de arena. Si quieres contactar con nosotros, puedes hacerlo llamando al 918920419 o escribiendo a info@optometriasanfrancisco.es, ¡estaremos encantados de atenderte!

Centro de Optometria San Francisco 

Back to TopContact MeShare on FacebookTweet this PostEmail to a Friend